Multitasking: realidad o neuromito

🔴Hablemos de Multitasking: realidad o neuromito
Amigos, hemos recibido un comentario super interesante acerca del multitasking y no podía dejar pasar la oportunidad para comentarlo.
Así que me he dado a la tarea de leer un poco a ver qué dice la ciencia sobre el multitasking y compartiré con ustedes algo de lo que he encontrado acerca de este tema tan relevante para nuestra vida y la de nuestros niños.
⚠️Spoilers⚠️ Podemos mejorar nuestra habilidades para ser más eficientes en el multitasking… Algo que no imaginaba 🧐
_______________________________________________________________
✅ Si eres padre o madre y quieres profundizar en el tema de cómo aplicar los principios de la neuroeducación para fortalecer el autocontrol de tus niños en casa hemos preparado el siguiente eBook para ti, solo pincha en el siguiente link:
👉🏼https://www.amazon.es/dp/B07GDPMC4B?ref_=cm_sw_r_kb_dp_qQzFBbMDBCQ39&tag=neuromindset-21&linkCode=kpe
✅Además, si eres maestro, psicólogo, pedagogo, tienes compleamente gratis este curso exprés en funciones ejecutivas. Si no te has apuntado ¡corre por que no estará abierto por mucho tiempo! y es un regalo para los que están inscritos en este grupo de neuroeducación. Solo pincha en el siguiente link:
👉🏼 https://cursos.neuromindset.com/p/neuromindset_entrenar_fe_gratis/
Si quieres dejar comentarios pincha en el siguiente enlace para conceder tu permiso ecamm.live/2e3a67

Resumen del vídeo

En el vídeo de hoy, el doctor Joan Paul Pozuelos viene a desgranarnos una idea de lo más interesante, al tiempo que a la orden del día, como es el tema del multitasking.

El multitasking se define como la capacidad de llevar a cabo varias tareas a la vez. Esta habilidad resulta de lo más práctica en el mundo atareado en el que vivimos actualmente, donde a cada momento hay algo nuevo que debemos dejar hecho.

Sin embargo, ¿Es real esta capacidad de la que viene a hablarnos o es una ficción creada por la fantasía del emprendimiento?

La verdad del multitasking

En numerosos vídeos anteriores hemos hablado de las tres redes atencionales: La red de alerta, la red orientativa y la red de atención ejecutiva. Ejercer el multitasking implica la coordinación de nuestras tres redes.

Ante todo, debemos recordar que nuestra atención es un recurso muy limitado. Cuantas más tareas abarquemos, menor atención podemos dedicarle a cada una de ellas. De hecho, cuantas más tareas abarquemos, nuestra atención irá disminuyendo exponencialmente.

Recordemos que cada una de las redes atencionales cumple una función específica. Resulta trabajoso, no por ello imposible, coordinar todas las redes. Así, estar atento a nuestro alrededor, focalizarnos en un proceso y regularnos a nosotros mismos no resultan compatiblemente excluyentes.

La memoria de trabajo

Poseemos una conocida memoria de trabajo. Esto es, una capacidad para recordar el conjunto de procesos que requiere cualquier tarea. Cuantas más veces realicemos la tarea más nos habituamos a ella, de manera que podemos realizarla prestanto menos atención a dicha tarea, de un modo más automatizado.

Ahora, pese a la existencia de esta memoria de trabajo, cada actividad requiere un nivel de atención. A su vez, esta atención que le dedicamos disminuye conforme vamos viéndonos más resueltos en una tarea concreta. Cada actividad requiere un mínimo de nuestra atención para que podamos llevarla a cabo.

Multitasking ¿Bueno o malo?

De este modo, no podemos hablar de un único tipo de multitasking. Como muchas otras cosas, tiene sus dos caras de la moneda.

El multitasking pernicioso, que genera efectos negativos, es aquel en el que nos ponemos a varias tareas al mismo tiempo y nuestra atención se encuentra en tantos puntos diferentes que queda totalmente diluida. Nos hacemos incapaces de llevar a cabo ni una sola de las tareas que llevamos.

Por otro lado, el multitasking positivo, el que nos hace capaz de llevar a cabo varias tareas de manera consecutiva, requiere de mucho entrenamiento cognitivo, de mucha habilidad para coordinar nuestras tres redes atencionales.

Como tal, llevar a cabo tareas al mismo tiempo es imposible. Lo que sí que podemos es hacer una tarea y luego enfocarnos rápidamente en otra. Se trata de un ejercicio continuo de cambio de enfoque constante. Saber soltar y agarrar un pensamiento o un foco distinto a cada momento.

De este modo, podemos decir que el multitasking tal como está concebido en el imaginario popular es un mito. Lo que no es tan ficticio es la capacidad para ir cambiando nuestro foco de atención en varias tareas de manera intermitente, siempre y cuando seamos capaces de enfocar nuestra atención en la tarea que tenemos entre manos. Y esto, sin más, es la habilidad que resulta muy útil desarrollar en el mundo en el que vivimos.

Una buena manera de comenzar a entrenar esta capacidad de emprendimiento de tareas variadas es a través de nuestros cursos, dedicados a difundir y conocer prácticas para entrenar la atención plena o el cerebro ejecutivo. De este modo, es posible que convirtamos el mito del multitasking en una realidad llevadera.

Compartir

Últimos post

Contáctanos con cualquier pregunta que tengas:
Llamándonos directamente
o escribiéndonos al email

Artículos relacionados

Blog

Controla la mente de monito

Hoy hablaremos un poco acerca de la importancia de velar también por nuestra salud mental en esta época de confinamiento..Hablaremos de un punto muy importante

Read More »